Que pastillas no pueden tomar las mujeres embarazadas?

¿Qué pastillas no se puede tomar durante el embarazo?

Medicamentos que no se deben tomar durante el embarazo

El ibuprofeno, el naproxeno y la aspirina pertenecen a este grupo. No se recomienda su uso durante el último trimestre de embarazo. Estos medicamentos alteran el flujo sanguíneo del feto dilatando los vasos sanguíneos.

¿Qué medicamentos te recetan cuando estás embarazada?

En general, los médicos dicen que suele ser seguro tomar:

  • Acetaminofén (como Tylenol) para la fiebre y el dolor.
  • Penicilina y algunos otros antibióticos.
  • Medicamentos para el VIH.
  • Algunos medicamentos para la alergia, entre los que se incluyen la loratadina (como Alavert y Claritin) y la difenhidramina (como Benadryl).

¿Qué pasa si una mujer embarazada toma next?

Si has tomado el fármaco durante las dos primeras semanasde embarazo (cuatro contando desde el primer día de la última regla), el riesgo, en caso de existir, sería que se produjera un aborto espontáneo.

¿Qué pasa si te tomas un desparasitante estando embarazada?

La desparasitación masiva durante el embarazo reduce la anemia, pero no tiene ningún efecto sobre otros resultados relacionados a la maternidad ni al embarazo.

¿Cuál es el mejor multivitaminico para el embarazo?

Ácido fólico: La “reina” de las vitaminas para el embarazo, sin duda alguna. Una vitamina prenatal para mujeres sanas y sin otras complicaciones debe incluir 400 microgramos (0,4 miligramos) de ácido fólico.

ES INTERESANTE:  Cual es el tratamiento para quedar embarazada con ovarios poliquisticos?

¿Qué medicamentos puede tomar una embarazada con infeccion urinaria?

De esta forma, los medicamentos más indicados para el tratamiento de la infección urinaria en el embarazo, además de la Cefalexina o Ampicilina son:

  • Amoxicilina;
  • Ceftriaxona;
  • Ceftazidima;
  • Nitrofurantoína;
  • Macrodantina.

¿Que se puede tomar para el resfriado estando embarazada?

Beber mucho líquido, como agua y zumo de frutas. Hacer lavados de agua marina y suero fisiológico para la congestión nasal. Tomar caramelos de miel y limón para calmar la tos y el dolor de garganta. Aunque también es útil en forma de bebida como leche templada con miel o limón o bien, agua con miel.